Las siglas SEO se refieren a (Search Engine Optimization), y es el proceso de optimizar el código y el contenido de las páginas web para conseguir mejores posiciones en las páginas de resultados de motores de búsqueda(SERP), ya sea para una o varias frases con palabras clave específicas, que son relevantes para el público al que se dirige determinado sitio web.

Aunque existen páginas de sitios web, que se posicionan debido a un buen contenido y por antigüedad, normalmente para hacer que un sitio web sea competitivo y genere tráfico de calidad se debe implementar una estrategia SEO.

Los profesionales que se desarrollan este área del marketing digital se denominan SEOs o SEO Managers, y estos implementan toda la estrategia, para que un sitio web alcance las mejores posiciones en las SERP.

El SEO se divide en dos categorías.

Un plan de SEO comprende acciones dentro y fuera del sitio web, y se denominan On-page y Off-page. Tales acciones se refieren a una serie de optimizaciones y referencias dentro y fuera de una página web.

On-page

Onpage, son las tareas dentro del sitio web. La optimización dentro de la página, se refiere a cada acción que se realiza para hacer más legible y explícito el código de la página para el robot de buscadores.

Como por ejemplo la correcta estructura del HTML, el etiquetado del código fuente(Metatags) y optimizar etiquetas de imágenes y enlaces.

Off-page

Offpage son las acciones que se realizan fuera del sitio web. La estrategia fuera de la web, se basa en la construcción de enlaces en otros sitios web.

Tales como (directorios, blogs, redes sociales, páginas web relacionadas o de la temática general del sitio) para darle más popularidad al sitio.

Los enlaces en diferentes sitios, apuntan a una URL del sitio a posicionar. Según la calidad de tales enlaces entrantes, los buscadores dan más o menos importancia a un sitio web.